ATRESplayer PREMIUM arranca el rodaje de ‘Las noches de Tefía’

0
OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La serie de seis episodios, con Marcos Ruiz y Patrick Criado al frente, se rueda en parajes exteriores naturales de Tenerife y Madrid.

ATRESplayer PREMIUM sigue ampliando su catálogo de productos originales. A la gran lista de formatos estrenados y en desarrollo, ahora se suma ‘Las noches de Tefía’, una nueva ficción original que arranca ahora su rodaje. La serie, creada por Miguel del Arco, se grabará durante las próximas semanas en exteriores naturales de Tenerife y Madrid.

De este modo, el amplio reparto de la serie está formado por Marcos Ruiz (Airam/La Bambi), Patrick Criado (La Vespa), Miquel Fernández (Charli), Roberto Álamo (La Viga), Jorge Perugorría (Airam), Raúl Prieto (Boncho), Israel Errejalde (Don Anselmo), Javier Ruesga (La Sissi), Luifer Rodríguez (La Pinito), Carolina Yuste (Nisa), Jorge Usón (Conde Fénix), José Luís de Madariaga (La Vespa), José Luis García-Pérez (El Andaluz), Ana Wagener (Agueda), Celeste González (La Sissi), Jorge Yumar (Perico), Mingo Ávila (La Rata), Ciro Miró (Carlavilla), Maykol Hernández (Miguel), Isaac dos Santos (Caranabo) y Elisa Cano (Nisa), entre otros.

Así es la trama de ‘Las Noches de Tefía’

Entre 1954 y 1966 existió, en un paraje desértico de Fuerteventura, un campo de concentración franquista conocido con el eufemístico nombre de Colonia Agrícola Penitenciaria de Tefía, uno de tantos lugares donde el régimen enviaba a los condenados por la ley de vagos y maleantes que, a partir del 54, fue implementada para incluir también a los homosexuales.

En el año 2004 Airam Betancor, uno de aquellos presos homosexuales, se ve obligado a recordar los diecisiete meses de trabajo forzado que padeció en la colonia cuando apenas tenía veinte años. Las investigaciones de un documentalista que intenta dar voz a la historia de silencio de la colonia penitenciaria fuerzan a Airam a hacer un doloroso ejercicio de memoria que provocará muchos problemas en su vida. El recuerdo adormecido de la terrible vida en la colonia se mezcla con el de las narraciones que uno de sus compañeros de barracón improvisaba por las noches para aliviar sus miserias. Charli, el fantástico narrador, inventó para todos ellos El Tindaya, un deslumbrante music hall donde cada uno tiene su alter ego. Un espacio de libertad en el que, como dice su tema de bienvenida, el límite de lo posible revienta al imaginar.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí