‘Control Z’, ¿la versión mexicana de ‘Élite’?

La nueva producción de Netflix fue creada hace un año por Carlos Quintanilla, Adriana Pelusi y Miguel García Moreno.

 

‘Control Z’ es la primera serie mexicana donde los personajes principales son adolescentes de instituto. Todo empieza cuando se desata el caos cuando un hacker ventila todos los secretos íntimos de los alumnos. Aun así, no deja de ser una serie de adolescentes de intriga que basa su trama en resolver un misterio como ya hemos visto en ‘Élite’ o ‘Pretty Little Liars’.

Tenemos un reparto variado y representativo pero igual que en otras series del mismo estilo, sus actores ya han dejado hace tiempo la adolescencia. Como protagonista, Sofía (Ana Valeria Becerril), una estudiante asocial y demasiado observadora que se dispone a averiguar quién está detrás de la cuenta del hacker para evitar que más secretos salgan a la luz, sobretodo el suyo.

En este tipo de series es muy importante tener un buen villano, de esos que cuando te enteras de sus motivaciones lo justificas. Ese es el rol de Raúl (Yankel Stevan), un chico adinerado con cierto parecido a Polo de ‘Élite’. Pero él no es el único que tiene unas características similares a un personaje de ‘Élite’, también Natalia (Macarena García) quién cuando se descubre su secreto jamás baja la cabeza. Por eso, nos puede llegar a recordar en ciertos momentos a Lucrecia de Élite. Las dos son personajes femeninos, fuertes y que tienen claro lo que quieren.

Entre sus protagonistas también tenemos a Isabela (Zyon Moreno), una chica transexual que escondía su secreto por lo que había pasado en su anterior colegio hasta que el hacker lo revela delante de todos. Lo interesante de este personaje es que en la vida real, Zyon también es transexual y pertenece a la comunidad LGTBI+. Algo aplaudido entre ese público que pide que cuando haya un personaje transexual en una serie sea alguien de la comunidad quién lo interprete.

Esta serie vuelve a cumplir algunos de los tópicos y clichés de series de adolescentes. Tenemos al nuevo, al que hace bullying, el embarazo inesperado, padres o adultos inútiles, adolescentes con problemas mentales, misterios a resolver y una fiesta con drogas y alcohol. Así de primeras ya sabes que algo malo va a salir de allí.

Después del éxito de su estreno el pasado 22 de mayo, Netflix ya ha confirmado una segunda temporada donde se resolverá algunos cabos sueltos. Por ejemplo ¿por qué el padre de Sofía está vivo? ¿fingió su muerte por deudas? ¿Javier vive? ¿Jerry y Raúl huirán? ¿Natalia podrá recuperar las drogas y el dinero que había ganado esa noche?

Deja un comentario