Triunfitos y Vips en estado crítico

‘OT’ y ‘GHVIP’, ambos han vivido su semana más polémica. Broncas injustificadas y  abucheos enlatados han provocado que las redes ardan.

 

En la tele se puede morir de fracaso o de éxito. Esta semana hemos visto las dos caras de la moneda reflejadas en los dos realitys que actualmente acaparan la parrilla televisiva e inundan las redes de comentarios.

La academia de artistas vivió el pasado lunes una monumental bronca de su directora Noemí Galera hacia los triunfitos. Galera se mostró muy enfadada por una broma que los concursantes habían realizado la noche anterior. No solo les recriminó eso, también les achacó que no hablaran de ciertos temas durante el día y esperaran a la noche para contarse las cosas en la habitación. Pero es que atención, incluso les llegó a recriminar que no lloraran frente a las cámaras. 

Todo esto sazonado con la brillante idea de la directora de mostrarles a los concursantes unos tweets donde se les menospreciaba sin ningún pudor. A todo esto Galera insistía: ¡Leedlos en voz alta! Sadomasoquimso televisado, que no vamos a negar que nos gusta. Lo que no nos gusta es que nos engañen; ¿Dónde queda ese ‘OT’ peace&love que nos vendieron el año pasado? Igual es que no era todo tan genuino e inocente. Igual es que eso era lo que funcionaba. Y como eso ahora no funciona se cambia. Ahora toca fomentar la imagen de que en esa academia han entrado una panda de inconscientes, que son unos vagos y pasan de todo, “Los Malotes”. 

Lo siento no me gustan “Los Malotes”, simplemente porque no existen. Gestmusic se ha cargado una edición que no debió llegar tan pronto. Ni han sabido encontrar un buen repertorio musical, ni han conseguido crear un buen show televisivo en las galas. Pero lo más grave, no han sabido crear una historia, a través de la vida de los concursantes, que enamore al espectador. Tampoco han solucionado uno de los errores que ya arrastraban de la pasada edición, el jurado. Pero el programa ha decidido contarle al espectador que ellos son muy buenos y que por culpa de “Los Malotes” la nave no ha despegado. No señores, que no nos engañen. Vamos a valorar el talento de esta generación de triunfitos, que tienen y mucho. Lo vuestro, ‘Operación Triunfo’, es morir de fracaso.

24 horas después del sonado broncOT, llegó la otra gran polémica televisiva de la semana. ‘GHVIP’ utilizó abucheos enlatados en sus conexiones con la casa. Miriam Saavedra es la candidata mayúscula para ganar esta edición del ‘VIP’. Pero claro, un concurso donde desaparece la competitividad porque ya se da por sentado quién va a ser el ganador, pierde emoción. Hasta aquí todo perfecto, pero el programa ha metido la pata hasta el fondo.

Primera cuestión: ¿Qué más da que el factor competitivo del programa ya haya desaparecido? Viendo que cada gala supera el 30% de share y que la casa está a rebosar de tramas, no entiendo la preocupación de Telecinco. Segunda cuestión: ¿De verdad no hay más formas de incentivar la competitividad que inventando abucheos? Es muy fácil, y cuidado, muy lícito, que el guión del programa favorezca a un concursante o a otro. El programa debe apostar por el espectáculo y por incentivar las tramas que puedan dar más contenido. Teniendo un papel en blanco donde poder dibujar una historia a través de los videos de la convivencia ¿Por qué nos toman por gente tan incrédula usando recursos casi de tele local?

A esto le llamo yo morir de éxito. Toda la parrilla de Telecinco ha visto como crecía y crecía su audiencia gracias a la gran repercusión que está teniendo esta edición de ‘GHVIP’. Pero cuando se quiere más y no se tienen escrúpulos para conseguir esas décimas irrelevantes de share, a veces se puede morir en el intento. Espero que en Telecinco sepan que lo peor que les puede pasar es tener el público de principal enemigo.

Deja un comentario